07 ENERO 2018

Hoy retomamos después de unos días de descanso con la misión que Dios puso en nuestras vidas; el interceder por esta increíble nación. Hay muchos retos, grandes desafíos, pero ninguno de ellos por grandes que parezcan superan la grandeza y el poder del Dios en quien confiamos. Solo con Su mano dirigiéndonos y Su Santo Espíritu guiándonos llegaremos a ver qué no hay nada imposible y que aún hay muchas oraciones por desatar, muchos decretos que proclamar sobre los planes que Dios ya estableció para España. Seguimos adelante, porque confiamos en Dios.

M.I.P.E

Ministros Intercesores Por España